Masa newtoniana: Explicación para niños

¡Hola amiguito! Hoy vamos a hablar sobre los fluidos newtonianos. ¿Alguna vez han visto una botella de kétchup y les ha costado mucho trabajo sacar el contenido de adentro? ¡Eso es porque el kétchup es un fluido newtoniano! Primero, veamos ¿Qué es un fluido?

Un fluido es un líquido, como el agua que bebemos. Cuando vertemos agua de una jarra, fluye libremente. Pero hay algunos fluidos que no fluyen tan fácilmente, como la miel o el jarabe, que son más espesos y pegajosos. Bueno, un fluido newtoniano es un tipo de líquido que es muy constante. Esto significa que no importa cuánta fuerza se le aplique, su resistencia al flujo no cambia. Como cuando sacudes un frasco de kétchup, por ejemplo. No importa cuánto lo agites, el kétchup seguirá fluyendo de la misma manera. ¡Impresionante, ¿Verdad?

Para entender mejor cómo funciona un fluido newtoniano, podemos compararlo con otro tipo de líquido, como la miel. La miel es un ejemplo de un fluido no newtoniano, lo que significa que su viscosidad cambia dependiendo de la fuerza que se le aplique. Si tratamos de mover la miel con una cuchara, necesitamos aplicar más fuerza cuanto más rápido queramos que fluya.

La palabra «newtoniano» proviene del nombre de un científico muy famoso llamado Isaac Newton. Él fue uno de los científicos más importantes de la historia y formuló muchas leyes sobre cómo funcionan las cosas en el universo, incluyendo cómo se mueven los objetos en los fluidos.

Diferencias entre fluidos Newtonianos y no Newtonianos

¡Pero no se preocupen, pequeños! Aunque los fluidos newtonianos y no newtonianos suenan complicados, es fácil entender la diferencia. ¿Recuerdan cuando han removido el chocolate caliente con una cuchara? El chocolate caliente es un fluido newtoniano, porque la fuerza que aplicamos al removerlo es siempre la misma, independientemente de lo rápido que queramos que fluya.

Por otro lado, si han mezclado maicena con agua, sabrán que esa mezcla se pone dura cuando se aplica fuerza, pero se vuelve líquida cuando se la deja reposar. Esta mezcla es un ejemplo de un fluido no newtoniano.

Ejemplos de fluidos Newtonianos

Algunos ejemplos de fluidos newtonianos son:

  • Agua: El agua es un ejemplo de fluido Newtoniano. Si la vertemos en un recipiente, fluye fácilmente y su viscosidad no cambia, incluso si aplicamos una fuerza sobre ella.
  • Aceite vegetal: El aceite vegetal es otro ejemplo de fluido Newtoniano. También fluye fácilmente y su viscosidad no cambia, independientemente de la fuerza que se le aplique.

Ejemplos de fluidos no Newtonianos

Algunos ejemplos de fluidos no newtonianos son:

  • Ketchup: El ketchup es un ejemplo de fluido no Newtoniano. Si lo dejamos reposar en la nevera, se vuelve espeso y difícil de verter, pero si lo agitamos con fuerza, fluye más fácilmente. Esto se debe a que su viscosidad cambia en función de la fuerza aplicada.
  • Arena movediza: La arena movediza es otro ejemplo de fluido no Newtoniano. Es un tipo de arena que se comporta como un líquido cuando se aplica suficiente fuerza, pero que se vuelve sólido cuando se aplica una fuerza más suave. Esto se debe a que su viscosidad cambia en función de la fuerza aplicada.

Conclusión

En resumen, los fluidos newtonianos son líquidos que fluyen de manera predecible cuando se les aplica fuerza. La viscosidad es una propiedad importante que determina cuán espeso o delgado es un líquido. Estos conceptos nos ayudan a entender cómo se comportan los líquidos en nuestra vida diaria y son parte de las leyes formuladas por científicos como Isaac Newton. ¡Así que la próxima vez que veas un líquido fluyendo, sabrás un poco más sobre cómo funciona! Este tipo de preguntas aparece en juegos de mesa como los juegos de mesa de Érase una vez, de preguntas y respuesta de conocimiento científico.